Campeche

El actual territorio del municipio de Campeche forma parte de la vasta región en la que se asentó y floreció la civilización maya, una de las culturas más importantes en el mundo mesoamericano.

Debido a su posición privilegiada en el Golfo de México, San Francisco de Campeche fue pieza clave en la Conquista de la península de Yucatán y después como puerto habilitado por donde salían las riquezas naturales de esta provincia novohispana hacia Europa.

Ante esta situación la Corona española decidió amurallar en el año 1686 la Villa con un sistema defensivo comprendido por un polígono irregular de ocho lados, con un baluarte en cada vértice y cuatro puertas que comunicaban con el exterior. Esta construcción se vio finalizada 18 años después.

Hasta 1863 el antiguo Distrito de Campeche perteneció al estado de Yucatán, sin embargo diversas crisis políticas y económicas fueron las causas de su separación cuando entonces fue erigido como un nuevo estado dentro de la geografía nacional.

Todo esto hace de esta ciudad un modelo de urbanismo de estilo barroco colonial. En su centro histórico y antiguos barrios se levantan más de mil edificaciones que al paso del tiempo han sobrevivido como testimonio de diversas etapas históricas significativas de la historia de México desde el siglo XVI. El rescate de su centro histórico, del sistema fortificado y sus barrio antiguos permitieron que el 1 de diciembre de 1999, la ciudad de San Francisco de Campeche fuera declarada Patrimonio Cultural de la Humanidad por la UNESCO.

Experiencia Vivencial

Lo mejor que me pudo haber pasado fue la necesidad de rentar un coche para ir de la ciudad de Campeche a Champotón, pequeño poblado a 70 km. La carretera es de cuota no es producto de un trazo complicado o muy accidentado, más bien la necesidad de romper la selva, demasiado espesa, muy difícil, muy verde. La segunda mitad del camino es un regalo, sin que la selva desaparezca, cede el lado derecho al mar, agitado y atormentado por el clima, nublado, pero húmedo a más no poder.

La ciudad de Campeche es amurallada, con un malecón que le permitió ganarle espacio al mar, parece demasiado espacio, muchos carriles: uno para caminar, para correr, para andar en bici y finalmente la de los autos. Es muy fácil respetarlos porque en ningún momento hay demasiada gente.

A escasos 50 metros está la muralla que protege a lo que antes fue la ciudad entera, ahora el centro histórico, Patrimonio de la Humanidad. Adentro, la infaltable iglesia, el centro con su quiosco al centro y la multitud de casas llenas de color que le dan una vida muy característica.   Campeche es tranquila, no hay muchos coches ni mucha gente, todo va despacio, tienes tiempo para todo.

No Te pierdas

Fiesta de la Candelaria, 2 de febrero
Carnaval, febrero y marzo
Festival del Centro Histórico de Campeche
Feria de San Román, del 15 al 30 de septiembre
Feria de San Francisco, del 1 al 15 

Actividades